Procedimiento

Hierva las papas con sal hasta que estén suaves. Pele y corte en rebanadas.

Saltee el tocino y la cebolla hasta que la cebolla quede suave y el tocino crujiente.

Mezcle el aceite, el vinagre blanco y el caldo.

Agregue el tocino y la cebolla a las rebanadas de papas y mezcle con el aderezo.

Salpimente al gusto. Decore con el perejil o cebollina picadita.

¡A disfrutar! ¡En suizo alemán, “En guete!”